Archivo de la categoría: Turismo en Alarcón

En esta sección trataré de ofrecerte una pequeña muestra de todas las posibilidades que brinda este paraje maravilloso enclavado en un entorno privilegiado que le ha permitido permanecer inalterado al paso de los años, atesorando edificios y lugares unicos.

Descubre las iglesias del pueblo de Alarcón

Iglesia de Santa Trinidad

Tras atravesar la puerta de acceso al pueblo, nos encontramos en primer lugar con esta joya del gótico, construida en el siglo XIII, si bien consta de algunos añadidos posteriores, como la portada, las capillas y la torre, dado que la construcción original tan sólo constaba de una nave central con visible herencia románica. La nave principal es del siglo XIII y la nave Norte se añadió en el siglo XV. Su pórtico sur es uno de los más impresionantes del plateresco conquense.

La portada plateresca del siglo XVI, en tiempos del segundo Marqués de Villena Diego López Pacheco y del Obispo Diego Ramírez de Villaescusa. Ambos pusieron sus escudos en la portada.

Una vez en el interior, podemos apreciar una capilla dedicada a San Pedro perteneciente al siglo XVI, la Sacristía y una capilla al Norte financiada por la familia Lorca-Figueroa, construida a principios del siglo XVII. En la ampliación que se realizó en el siglo XVI se construyó una torre de tres cuerpos sobre arcos.

Es la iglesia más antigua que hay actualmente en Alarcón. En su interior se pueden apreciar signos del Románico con su respectiva transición al Gótico. Trata de una ambiciosa y acertada actuación en un edificio de gran belleza, además domina una de las vistas más bonitas del entorno natural.

Iglesia de Santo Domingo de Silos

La iglesia mantiene todavía en pie elementos arquitectónicos de los siglos XV y XVI, como los arcos fajones, los muros formeros, y la portada protogótica de transición, así como una torre de traza renacentista. La iglesia original fue construida en el siglo XII, siguiendo las directrices del románico, pero con influencias del Gótico. De la edificiación original conserva poco de su primitivo aspecto romámico, hoy día sólo queda la portada, de arco ligeramente apuntado. Está construida en mampostería, con sillares en las esquinas, portada y torre. De su primitiva contrucción románica se conserva también su portada, además del ábside semicircular con una ventanita que se encuentra cegada a día de hoy.

Una vez dentro del edificio, nuestra atención se dirigirá a la capilla norte, perteneciente al siglo XV y de
influencias claramente góticas, con su cruceria en forma de triangulo, y nervios policromados con cabezas de dragón.
La torre, situada a los pies de la iglesia, data de finales del siglo XVI.

En la actualidad, se ha restaurado para cumplir las funciones de auditorio y sala de reuniones.

Iglesia de Santa María

Fue la iglesía más importante de las cinco parroquias que había en Alarcón. Fue construida durante el siglo XVI, sobre el anterior templo Románico, interviniendo los mejores artistas de su tiempo. Fué declarada Monumento Nacional en 1981. En su entorno todavía se pueden apreciar restos de los palacios de nobles que financiaron su construcción en el siglo XVI.

La portada (1550-1559) de claro estilo renacentista fué trabajada por el genial escultor Esteban Jamete, siendo la traza de la iglesia obra de Pedro de Alviz, constituida por una sala principal, cuatro capillas adicionales y la sacristía.

En el interior, seguimos con el mismo aire monumental del exterior, la bóvega gótica, las fascinantes columnas y las tres naves que nos recordarán a las grandes catedrales góticas. Lo mas destacable es el retablo en el altar mayor, de 1572 y dedicado a la Virgen. Se trata de uno de los retablos mejor conservados y claro exponente del Renacimiento.

También impresionantes son la pila bautismal y el Sagrario, ambos del siglo XVI y obra de Esteban Jamete.

Descubre los palacios del pueblo de Alarcón

Con más de 13 siglos de historia, Alarcón te trasladará a la Edad Media a través de todos sus monumentos. Algunos de ellos son los palacios que puedes encontrar en este pueblo que están en armonía con el aire medieval del pueblo. Destacan sobre todo el Palacio del Concejo que es el actual ayuntamiento del pueblo y el Palacio de los Castañeda.

Palacio del Concejo (actual Ayuntamiento)

Si quieres visitar este ilustre edificio datado de comienzos del siglo XVI, podrás encontrarlo presidiendo la Plaza del Infante Don Juan Manuel, uno de los puntos más elevados de Alarcón. Se trata de un edificio de corte renacentista que consta de dos plantas, siendo la inferior menor que la superior para poder de ese modo dejar espacio para un soportal delimitado por cinco arcos, y que a su vez comunicaba con un patio interior que no podemos encontrar hoy en día.

Cabe destacar que actualmente alberga el ayuntamiento de este pueblo. Será interesante acudir a visitarlo y fijarse en algunos detalles que te escribo a continuación. Cuando estés frente a él, debes fijarte en la fachada del edificio para ver los escudos que destacan en la planta superior. Estos escudos pertenecieron al Marqués de Villena, un político español que fue recompensado con el marquesado de Villena tras su participación en la batalla de Olmedo y que favoreció la proclamación de Alfonso como rey de Castilla, motivo por el cual los escudos de los marqueses de Villena de la familia Pacheco reside en la fachada de este palacio.

También debemos de mencionar a las gárgolas, situadas en las tres esquinas exteriores del tejado fácilmente visibles que adornan el actual ayuntamiento.

Palacio de los Castañeda

Del antiguo palacio solo queda la portada, del siglo XVI, y una de las mejor conservadas de la provincia. Se cree que puede tratarse de una obra de Esteban Jamete, un escultor y entallador natural de Orleans, Francia que desarrolló la mayor parte de su actividad en España. Realizó varios trabajos en Alarcón como el Palacio del que estamos hablando pero también se le adjudican otras obras como el retablo de la iglesia parroquial de Santa María del Campo. Esta portada realizada por el escultor francés está formada por un arco de medio punto flanqueado por dos columnas, sobre el cual pueden encontrarse dos escudos pertenecientes a la familia Castañeda equilibrados por una figura humana que se nos presenta en el punto entre ambos. Sobre estos escudos, la ventana rectangular enmarcada en piedra, rematada por un hombre con barba de perfil.

Esta fachada de estilo renacentista del Palacio de los Castañeda en la actualidad alberga un centro de salud y un pequeño museo donde puedes encontrar el arca que contenía el Fuero de Alarcón que fue entregado por Alfonso VIII, una recopilación de leyes medievales que regulaban la convivencia por  las que se rigieron varias comunidades de Villa y Tierra, entre ellas Alarcón y que fue trascendental al otorgar un gran número de libertades y garantías jurídicas a la población civil.

En este palacio podrás encontrar también los privilegios reales,